¿Por qué necesitas un plan de escape?

Por admin,

 

Todas las familias deben conocer, entender y saber cómo poner en práctica el plan de escape, por eso es la importancia de que cada jefe de familia diseñe su propio plan, de acuerdo a las costumbres y capacidades de su familia, así como al tipo de vivienda que ocupan. Todos los planes de escape deben preveer 2 salidas para poder ponerse a salvo, así, si una se encuentra bloqueada, siempre podrán utilizar la segunda opción.

La mayoría de los fuegos comienzan en la cocina (25%), recámaras (13%) y salas de estar o cuartos familiares (16%). Asegúrese de que su familia practique la forma de escapar de estos cuartos cada 3 ó 6 meses.

Recuerde, es necesario:

  • Tener detectores de humo que funcionen a la perfección.
  • Conocer (de ser posible) al menos 2 salidas para escapar de cada habitación, tener equipo contra incendio instalado en lugares de fácil acceso.
  • Asegurarse de que las puertas y ventanas necesarias para escapar estén libres de obstáculos y sean fáciles de abrir, y que hay una manera sencilla y segura para llegar al piso desde pisos altos.
  • Mantener las llaves en las cerraduras siempre que esté en casa.
  • Establezca un punto de reunión fuera de casa, de modo que todos los miembros de su familia sepan dónde encontrarse.
  • Haga planes específicos para niños y personas de edad avanzada.
  • Enseñe a los miembros de su familia cómo operar los extintores.

 

 


¿Qué hacer después de un terremoto?

Por admin,

La ciudad de México se encuentra en una zona altamente sísmica y vive bajo un potencial riesgo de terremotos. La ciudad ha sido sacudida en varias ocasiones por fuertes movimientos telúricos, y algunos de ellos han causado grandes daños a la ciudad y a sus pobladores.

Un terremoto es un movimiento brusco de la tierra en diferentes direcciones, causado por la liberación de energía acumulada durante un largo tiempo.

El movimiento provocado por un terremoto representa un alto nivel de riesgo para las edificaciones que no han sido construidas con un sistema resistente a los movimientos telúricos acarreando consigo daños estructurales, derrumbes, pérdida de vidas, heridos, incendios, ruptura de presas, avalanchas, tsunamis y otros.

¿Cómo debemos prepararnos para una eventualidad de este tipo?

La supervivencia no es cuestión de suerte. La probabilidad de sobrevivir a un terremoto y de minimizar los daños puede lograrse identificando los peligros potenciales y tomando medidas básicas para estar preparados. El sismo difícilmente es el causante de las muertes y los daños, éstos ocurren debido al colapso parcial de las construcciones y por los objetos que caen,  como libreros, lámparas, etc.

Los sismos no pueden predecirse, por lo que es mejor estar preparados. Los expertos saben que un terremoto de gran magnitud está por ocurrir, pero no saben cuándo será. Saber que estamos preparados nos hará sentir más tranquilos, instalar equipo contra incendios, tener un kit de supervivencia con nuestros documentos más importantes, linternas, pilas, y alimentos es algo imprescindible. Saber qué hacer y qué no hacer antes, durante y después del terremoto aumentará las posibilidades de salir bien librados.

Antes del terremoto:

  1. Haga que un experto revise la estructura de su hogar o negocio y haga las reparaciones necesarias.
  2. Sujete a las paredes los muebles altos y cualquier objeto que pueda caer.
  3. Prepare una lista de teléfonos de emergencia.
  4. Haga una lista de lugares seguros y peligrosos de su casa y señalice la ruta de evacuación.
  5. Capacítese en primeros auxilios y realice simulacros con su familia y/o en el trabajo con ayuda profesional.
  6. Almacene provisiones de emergencia.
  7. Elija a una persona lejos de casa a la cual puedan llamar los miembros de su familia para reportar su estado físico.
  8. Ubique los extintores y sistemas contra incendio necesarias para los incendios y primeros auxilios en lugares adecuados.

Durante el terremoto:

  1. Conserve la calma, domine sus nervios y temores. Pensar con claridad será lo más importante en ese momento.
  2. Evalúe la situación. Si está dentro de un edificio no salga, no corra y protéjase poniéndose en posición fetal al lado de un mueble fuerte hasta que cese el movimiento.
  3. No se acerque a ventanas, anaqueles, escaleras y al centro de salones grandes.
  4. Si está a la intemperie, aléjese de postes eléctricos, ventanas, edificios u objetos que puedan caer.
  5. Si va manejando, estaciónelo lo más pronto posible en un lugar seguro y cúbrase.

Después del terremoto:

Los terremotos de gran magnitud a menudo van acompañados por una serie de réplicas o temblores secundarios de menor magnitud, pero que pueden ocasionar daños adicionales, por lo que después de un temblor fuerte es recomendable seguir ciertos procedimientos.

  1. Reúna a su familia o empleados en el lugar seguro acordado y cuente por si falta alguien.
  2. Verifique si hay heridos y adminístrele primeros auxilios.
  3. No encienda fuegos.
  4. Verifique que los tanques de gas estén cerrados.
  5. Utilice los teléfonos sólo para reportar casos de emergencia.
  6. Camine con zapatos cerrados.
  7. Inspeccione los daños a su alrededor.
  8. Manténgase informado por medio de la radio o autoridades pertinentes.
  9. Colabore con las autoridades para la localización de víctimas.

 


Reduce los riesgos de incendio este 15 de Septiembre.

Por admin,

Una de las principales tradiciones durante las fiestas patrias son los fuegos artificiales. Es importante destacar que la ley prohibe el comprar, vender o usar fuegos artificiales de tipo doméstico. Si bien esta ley tiene más de 15 años y que los casos han disminuido, las autoridades repiten constantemente el llamado a la población para que extremen las medidas de precaución.

Todos los tipos de fuegos artificiales son peligrosos, incluso las luces de bengala, que son las causantes del 27% de las lesiones ocasionadas por fuegos artificiales, incluyendo quemaduras de tercer grado. varitas y brujitas, causan algunas de las lesiones de ojos más graves. Si uno de estos fuegos artificiales le estalla a un menor en la mano, puede ocasionarle su amputación, desprendimiento de retina o estallido de tímpano.

La costumbre de llevar este tipo de cohetes en los bolsillos puede llegar a ser letal, pues cualquier chispa puede hacerlos estallar y el que los carga puede sufrir quemaduras de tercer grado que solo pueden atenderse con injertos de piel.

Recomendaciones acerca de fuegos artificiales:

  • No compre fuegos artificiales ilegalmente
  • La manipulación de las “bengalas”, “chispitas”, “estrellitas”, “brujitas”, “palomas”, “chifladores”, “petardos”, etc., son la principal causa de lesiones.
  • Los fuegos artificiales mal supervisados pueden provocar daños en viviendas y otros inmuebles.
  • No permita que los niños manipulen pólvora. No existe pólvora inofensiva, una vez encendida es ingobernable.
  • Tenga siempre equipo contra incendios a la mano, coloque extintores en zonas de fácil acceso.

¿Cómo prevenir quemaduras en el hogar?

Por admin,

Es necesario prevenir las quemaduras y esto se logra previniendo incendios. Es importante estar preparado y saber qué hacer si alguna vez nos enfrentamos a un incendio en casa. Aquí hay algunos consejos de seguridad para prevenir incendios:

  • Coloque detectores de humo en su hogar. Procure realizar una revisión visual mensualmente. Si son operadas con baterías, reemplázalas cada 6 meses.
  • Planee las mejores formas para salir de casa durante una emergencia de este tipo. Haga un plan de escape para toda su familia y realice simulacros de incendio en su casa. Defina un lugar de encuentro seguro fuera de su casa.
  • Haga que un electricista profesional revise el cableado por lo menos cada 10 años.
  • Haga que un profesional inspeccione y limpie su estufa de leña y chimenea anualmente.
  • Prenda cómo y cuándo utilizar su extintor de incendios, tenga uno o mas en su casa.

Los incendios y las quemaduras por lo regular ocurren inesperadamente, pero usted puede tomar precauciones para prevenirlas.

Otras formas para prevenir incendios y quemaduras en el hogar son:

  • Prevenga las quemaduras producidas por productos químicos usando guantes y ropa de protección al manipular productos químicos. Almacene los productos inflamables – incluso la gasolina – fuera del alcance de los niños.
  • Para prevenir quemaduras por electricidad, se pueden instalar tapas sobre cualquier enchufe eléctrico que pueda estar al alcance de los niños. Bote todos los cables o extensiones eléctricas que estén desgastados o dañados de cualquier modo.
  • Utilice los calentadores de ambiente con cuidado y manténgalos alejado de los niños.
  • Guarde los fósforos y encendedores en un armario con llave o en un lugar alejado de niños.
  • Jamás deje velas encendidas sin ninguna supervisión. Apáguelas cuando salga del cuarto.
  • Nunca fume en la cama. Tenga cuidado al deshacerse de las colillas de los cigarros. Esta es la principal causa de muertes en incendios en casas.
  • Antes de colocar a un niño sobre un asiento infantil para carro, toque el asiente y asegúrese de que no esté demasiado caliente. Revise también que las tiras y hebillas no estén demasiado calientes, ya que pueden llegar a causar quemaduras de 2o grado en niños pequeños. Puede cubrir el asiento con una toalla cada vez que se estacione bajo el sol.
  • No permita que los niños pequeños jueguen cerca de la cocina ni que le ayuden a cocinar cerca de los quemadores de la estufa.
  • No use ropa con mangas largas o flojas cuando esté cocinando.
  • Los incendios en la cocina son una de las principales causas de incendios en casa, Apague los pequeños fuegos deslizando una tapa sobre las llamas.
  • No caliente biberones en el horno de microondas. El líquido puede calentarse de forma irregular y quemar la boca de su bebé.
  • Cubra los enchufes para evitar que los niños metan los dedos o algún objeto que pueda causar quemaduras producidas por electricidad.
  • Desenchufe planchas calientes, como las de ropa o para el pelo y manténgalas fuera del alcance de los niños.

Para evitar quemaduras por agua caliente en nuestra casa:

  • Pruebe la temperatura del agua antes de meterse o meter al niño en la tina o ducha. No deje que los pequeños manipulen las llaves del agua durante el baño.
  • Fije la temperatura del agua en su calentador eléctrico en (48ª C) o utilice la graduación “baja a media”. El agua que está más caliente que eso puede ocasionar quemaduras en 2 a 3 segundos.
  • Voltee las manijas de las ollas y sartenes hacia el lado de la estufa o use los quemadores traseros.
  • Use humidificadores o vaporizadores de agua fría. Si usa vaporizadores de agua caliente manténgalos alejados de los niños.

¿Qué hacer si tu carro se incendia?

Por admin,

Una noche vas conduciendo por una calle cualquiera. Es algo que haces cada noche, no tienes ninguna dificultad y conservas una velocidad similar a la que acostumbras mantener en recorridos parecidos. De pronto, llega hasta ti un olor que te pone alerta, poco después comienzas a ver humo o llamas: tu carro se incendia.

¿Qué debes hacer ante una emergencia como esta?

  • Apaga inmediatamente el motor y detén el carro en un lugar seguro.
  • Pide a todos los ocupantes del vehículo que salgan de él.
  • No pierdas la calma.
  • No levantes el cofre,  el oxígeno avivará las llamas.
  • Si hay fuego dentro del carro, sofoca las llamas utilizando un extintor de incendios.
  • Si notas que el fuego se acerca al depósito de gasolina, aléjate del carro, para evitar los peligros de la explosión.

Recuerda que siempre debes portar un extintor dentro del carro, pero que debe estar a tu alcance (y al de los pasajeros). Un extintor inalcanzable no servirá de nada en caso de emergencia.

¿Cómo evitar que tu carro arda en llamas?

  • Procura tener el tanque de gasolina lo más lleno posible, los gases que se llegan a acumular en el tanque son más inflamables.
  • Revisa continuamente la presión de las llantas. Cuando la presión no es correcta, el carro consume más gasolina (lo que provoca que el tanque se vacíe mas rápidamente).
  • Verifica continuamente el aceite del motor. SI el aceite está muy sucio, los conductos se tapan, lo cual puede provocar una falla.
  • Asegúrate de que un mecánico revise el carro cada vez que notes que los fusibles se funden o queman constantemente, si notas aceite o fluidos debajo del vehículo, si ves cables sueltos o rotos, si falta el tapón del aceite, o si notas cambios repentinos en los niveles o en la temperatura del motor.

 

 

 


Incendios Forestales en México.

Por admin,

En lo que va del año ( del 01 de enero al 04 de agosto del 2016), se han presentado 8,456 incendios forestales en 32 entidades federativas, afectando una superficie de 245,812.13 hectáreas. De esta superficie, el 96.06% correspondió a vegetación de los estratos herbáceo y arbustivo y el 3.94% a arbóreo. 

Los estados con mayor número de incendios han sido México, Ciudad de México, Jalisco. Michoacán, Chihuahua, Puebla, Chiapas, Tlaxcala, Hidalgo y Oaxaca que representan un 78.80% del territorio nacional.

Los estados con mayor superficie afectada han sido Jalisco, Sonora, Oaxaca, Michoacán, Chihuahua, Guerrero, Durango, Puebla, Chiapas y Zacatecas, que representan un 77.62% del total nacional.

A la fecha además, se han aplicado 234,619 días/hombre en el combate de incendios forestales a nivel nacional.

La prevención de incendios nunca está de más, apagar las fogatas, recoger productos inflamables, no tirar basura en las carreteras y tener siempre el equipo contra incendios adecuado, puede ser la diferencia entre nuestra seguridad y un siniestro que ponga en peligro nuestra vida y la de nuestros seres queridos.

 

Fuente: Centro Nacional de Control de Incendios Forestales.

https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/120904/Reporte_semanal_de_incendios_del_01_de_enero_al_04_de_agosto_del_2016.pdf

 

 


¿Cómo hacen los bomberos para extinguir un incendio?

Por admin,

Leer el fuego

  • Antes de comenzar a combatir las llamas, es necesario que los bomberos estudien el fuego para determinar la mejor manera de combatirlo de la manera más rápida y segura posible. A esto se le llama “leer el fuego” y una de las maneras en las que se hace, es estudiando el color del humo para determinar de dónde viene, valorando qué tan caliente está el humo usando agua, y buscando hollín en las ventanas, para establecer qué tipo de materiales son los que se están quemando.

Productos combustibles

  • Una vez que se ha leído el fuego, los bomberos planean el ataque. Existen muchas formas de apagar un incendio, dependiendo del tipo de fuego. Alejar el combustible es una de las mejores maneras para terminar con él. Por ejemplo, en un incendio en un lote baldío, quitar todo el pasto seco es una buena idea, ya que de esa forma, no habrá nada que mantenga encendidas las llamas. En estos casos, puede ser que se utilicen tractores para cavar una franja de tierra justo frente al fuego, lo que elimina el paso e impide que el fuego se propague.

Agua

  • Una de las maneras más comunes de extinguir un incendio es rociándolo con agua. El agua baja la temperatura evitando que el combustible se encienda. El agua también ayuda a ahogar las llamas al eliminar el oxígeno. El fuego no puede arder sin oxígeno.

Aturdir

  • Este método para extinguir las llamas es menos conocido. Un aturdidor es un tapete grueso de hule atado a un largo poste de metal. Este tipo de estrategia se usa a menudo en incendios forestales y de lotes baldíos. El bombero debe ser cuidadoso al utilizar el aturdidor. Si se golpea demasiado, puede alimentar el fuego al darle más oxígeno para arder.

Retardantes de llamas

  • Los retardantes de llamas son productos químicos utilizados para detener las reacciones químicas del fuego. Este tipo de retardantes se hacen de haluros orgánicos. A menudo, los retardantes se utilizan para controlar el fuego, más no para extinguirlo. Por ejemplo, durante los incendios forestales, se rocían retardante en áreas que se teme podrían ser alcanzadas por las llamas para mantenerlas fuera del área en llamas.

En todos los casos donde se presenta un fuego, es necesario contar con el equipo contra incendio adecuado, recuerda estar al día en el mantenimiento de los extintores y preparado ante cualquier eventualidad.


¿Cómo manipular y almacenar productos inflamables y combustibles?

Por admin,

Los materiales inflamables y combustibles pertenecen a una clasificación de productos químicos que tiene reglas establecidas sobre las condiciones bajo las cuales se deben de almacenar y manipular. Es importante ubicar qué tipo de materiales se están almacenando y la cantidad de los mismos.

Existen organismos internacionales como la NFPA (National Fire Protection Association) que se han hecho normas sobre este tema. Por ejemplo, la norma NFPA30 establece que los líquidos inflamables que tienen un punto de inflamación por debajo de los 37.8° C se deben de clasificar de la siguiente forma:

  • Líquidos Clase I – cualquier líquido con un punto de inflamación inferior a los 37.8° C y una presión de vapor que no exceda los 40 psia. Esta clase se subdivide a su vez en:
    • Clase IA – líquidos con un punto de inflamación inferior a 22.8° C y un punto de ebullición menor a 37.8° C.
    • Clase IB – líquidos con un punto de inflamación inferior a 22.8° C y un punto de ebullición superior a 37.8° C.
    • Clase IC – líquidos con un punto de inflamación igual o superior a 22.8° C, pero menor a 37.8° C.
  • Líquidos Clase II – son todos aquellos líquidos con un punto de inflamación igual o superior a 37.8° C, pero inferior a 60.0° C.
  • Líquidos Clase III – cualquier líquido con un punto de inflamación igual o superior a 60° C, pero menor a 93° C.
    • Líquidos Clase IIIB – líquidos con un punto de inflamación igual o superior a 93° C.

El almacenamiento de líquidos inflamables y combustibles se puede dividir en 2 categorías:

  1. Recipientes móviles – corresponden a pequeñas cantidades o volúmenes superiores que requieran de un área especial para su almacenaje, separados de otros productos químicos. Si van a ser transportados, es necesario clasificarlos y rotularlos como líquido inflamable.
  2. Recipientes estacionarios

  Normas Generales para su manejo:

  • Evitar cargas electrostáticas.
  • No calentar estas sustancias en recipientes destapados o con tapas convencionales a llama directa.
  • Observar dónde se encuentras los dispositivos y medios de protección como extintores, detectores de humo, alarmas, duchas de emergencia, rutas de evacuación, etc.
  • Inspeccionar todos los contenedores periódicamente y antes de ingresarlos a los vehículos transportadores.
  • Mantener los contenedores herméticamente cerrados y protegidos.
  • Evitar que choquen unos con otros.
  • Mantener los contenedores vacíos cerrados y en un área separada.
  • Los vehículos de transporte deben de ir correctamente rotulados y  llevar la señalización adecuada, al igual que las áreas de almacenamiento. Los contenedores o recipientes deben ir marcados con el nombre del producto y la etiqueta correspondiente.
  • Es aconsejable guardar los productos inflamables en envases de metal conectados eléctricamente a tierra. Los recipientes de plástico constituyen en caso de incendio un peligro adicional.
  • Nunca dejar recipientes destapados en el lugar de trabajo, ya que los vapores generalmente son volátiles, inflamables y más pesados que el aire.
  • Utilizar, de ser posible, aparatos cerrados y puestos a tierra y trabaje siempre bajo un sistema de succión que no permita escapar los vapores inflamables.

 

 

 

 


Aprendiendo a prevenir incendios.

Por admin,

La prevención es un factor clave para prevenir los incendios dentro del hogar.

Una actividad sumamente importante en los lugares públicos es la organización de simulacros de incendio, de modo que la población conozca las rutas de escape, los puntos de seguridad, el manejo de los equipos contra incendio, etc.

La importancia de realizar campañas en escuelas, dirigidas a estudiantes, especialmente entre los estudiantes entre 10 y 12 años de edad, al igual que entre los padres y profesores, es enorme. Se debe contratar a personal con una capacitación adecuada en prevención de incendios para que les enseñen las medidas y herramientas necesarias para estar seguros frente al fuego.
Si se les enseña correctamente como actuar, seguramente se evitarán muchas de las tragedias que abruman a tantas familias.

Es importante enseñar las normas básicas de seguridad y prevención de incendios dentro de los centros educativos y en los hogares.

Podemos evitar un incendio siguiendo algunos puntos importantes y recomendaciones sencillas. Hay malos hábitos que pueden ocasionar un incendio como dejar trapos y productos flamables cerca del fuego, dejar la comida sobre el fuego sin vigilar, fumar cerca de tanques de gas, dejar cigarrillos encendidos, jugar con cerillos, dejar veladoras encendidas durante la noche o no apagarlas antes de salir de casa.

Es importante que los niños sepan dónde están las salidas, el lugar de los extintores, mangueras, linternas, números de emergencia, etc., y que conozcan el sonido de los detectores de humo para dirigirse a la salida más cercana y avisar a un adulto.

 


¿Por qué quema el fuego?

Por admin,

El fuego se origina cuando hay una reacción química entre el oxígeno que se encuentra en la atmósfera y un elemento combustible como madera, gasolina, papel, etc. Para que se encienda un fuego, es necesario que el elemento combustible se caliente hasta alcanzar su temperatura de ignición.

El calor descompone algunos de los materiales de los que están formados los elementos combustibles. Por ejemplo, si la madera se quema llega a alcanzar los 150 grados centígrados, y a esta temperatura se descomponen algunos de los materiales de la celulosa que se liberan en forma de gases. Estos gases se conocen como humo y contienen hidrógeno, carbono y oxígeno. El resto del material quemado se carboniza. El siguiente paso del proceso de quemado necesita que los gases volátiles liberados alcancen una temperatura aproximada de 260° centígrados (para la madera). Una vez que se ha alcanzado esta temperatura, las moléculas en el gas se despomponen y los átomos se combinan con el oxígeno para formar dióxido de carbono, agua, monóxido de carbono, nitrógeno y carbón. Este proceso químico provoca que los materiales flamables se quemen. Un efecto secundario de estas reacciones químicas es el calor. El calor es lo que permite que el fuego siga ardiendo hasta que se consuman completamente los materiales combustibles.

El fuego nos quema porque es transmitido por radiación, convección o conducción a otros objetos, como la piel humana.

Evita incendios instalando sistemas contra incendios en tu casa y oficina. Tanto la instalación de detectores de humo, como el correcto mantenimiento de extintores nos mantendrá a salvo de sufrir accidentes relacionados con el fuego.