¿Qué hacer con un extintor caduco?

Por admin,

Instalar el equipo contra incendios adecuado es una prioridad en cualquier hogar. Pero, ¿qué hacer con ellos cuando después de un periodo determinado de tiempo estos caducan? El contenido de estos equipos puede ser tóxico, por lo que es importante deshacerse de ellos de la manera adecuada.

Todos los tipos de extintores dependen de un gas propulsor que es el encargado de expulsar su contenido por la manguera y hacia el fuego. Es algo así como un envase de crema batida, cuando el gas propulsor de nuestro envase caduca, ya no tiene la fuerza para expulsar el contenido.

Recarga y manipulación de equipos caducos:

Dependiendo de la ciudad donde te encuentres, muchas veces puedes deshacerte de los equipos caducos pagando una pequeña suma de dinero. Checa si tu equipo es recargable, ya que algunos equipos son desechables. En Extintores SECOM podemos asesorarte en la mejor manera para deshacerte de tu equipo caduco y en la compra y recarga de extintores.

Recuerda que no debes tirar un extintor caduco en la basura, ya que los materiales con los que está hecho el equipo, combinados con los químicos de su interior, catalogan a los extintores como desechos tóxicos. Para deshacerte de un extintor usado o caduco, lo mejor será dirigirte a empresas especializadas o contactar al cuerpo de bomberos de tu localidad.

 

 


¿Se pueden reutilizar los extintores?

Por admin,

Los extintores de fuego te permiten apagar un incendio menor o evitar que haya daños mayores mientras esperas a los bomberos. En el mercado existe una gran variedad de modelos que pueden ser utilizados para los tipos de incendios más comunes en el hogar, como los causados a la hora de cocinar, o los ocasionados por líquidos inflamables o desperfectos eléctricos.

Algunos extintores caseros son reutilizables mientras que otros deberán ser reemplazados tras su uso. Los extintores desechables generalmente tienen válvulas de plástico, mientras que las válvulas de los recargables son de metal.

  • Recarga de extintores:

Los extintores recargables necesitan, como su nombre lo indica,  ser recargados una vez que se utilizan, ya sea que los vacíes o no completamente. Acércate a Extintores Secom donde podemos orientarte.

  • Reemplazo:

Los extintores que no son recargables deberán ser reemplazados por nuevos una vez que sean utilizados. Procura comprar un extintor nuevo inmediatamente, aunque pienses que no utilizaste el contenido completo. Un extintor usado puede contener menos producto extinguidor del que piensas que tiene, o podría no funcionar correctamente cuando necesites combatir el fuego. Una nueva unidad te asegura que tendrás un equipo lleno, funcional y a tu disposición ante cualquier emergencia.

  • Selección:

Los extintores recargables y los desechables son igualmente efectivos para combatir el fuego. Los equipos desechables suelen ser más convenientes ya que en ocasiones es más sencillo encontrar dónde comprar uno nuevo que encontrar un lugar para recargarlo. Basa tu compra en el tipo y tamaño del extintor, no en si es reusable o desechable. Los extintores caseros deberían servir para extinguir fuegos clase A, B y C, líquidos inflamables y los causados por cortos circuitos. Procura escoger un modelo liviano y fácil de manejar en caso de una emergencia. Recuerda que en extintores Secom ofrecemos el servicio de venta de extintores y  recarga de extintores.

  • Consideraciones:

Recuerda que todos los equipos contra incendio necesitan ser recargados o reemplazados después de un periodo de tiempo, aún cuando no hayan sido utilizados. El periodo de vida de un extintor es limitado, y generalmente podemos revisar su caducidad si observamos el indicador que tienen en la manija. Si la aguja del indicador está en verde, significa que está adecuadamente mantenido. Es imprescindible que cambies o le des mantenimiento a cualquier equipo cuya aguja esté en la zona roja del indicador.

  • Mantenimiento:

Tanto los extintores reusables como los desechables necesitan de un mantenimiento sencillo para que se mantengan en condiciones óptimas: una buena costumbre es revisar regularmente los equipos, asegurarte de que los indicadores estén en verde y en el periodo de vida adecuado, que los equipos estén en buena forma, sin abolladuras o golpes aparentes. Limpia el polvo y asegúrate de que no estén bloqueados por algún objeto que te impida el acceso a ellos durante una emergencia.

 

 


Top 10 consejos para prevenir incendios en casa.

Por admin,

Nunca está de más que recordemos estos 10 sencillos consejos para asegurar que nuestros seres queridos y nuestras posesiones estén seguras.

consells_casa3

 

1. Nunca, jamás dejes velas encendidas dentro de una habitación. No importa si sólo vas a otra área de la casa,           o si vas a salir a la calle. Recuerda siempre apagarlas y jamás dejarlas desatendidas.

 

consells_casa4

2. No dejes niños solos en casa. Procura que siempre haya un adulto responsable para cuidarlos, o pídele a una        vecina que los cuide mientras regresas.

 

consells_casa6

3. Antes de salir de casa o de irte a dormir, revisa que no haya velas encendidas ni ningún otro aparato que                pueda desatar un incendio (estufas, calentadores, etc). De ser posible, cierra la llave de paso del gas.

 

consells_casa1

4. Si hay estufas o calentadores en una habitación, procura que tenga suficiente ventilación y que comunique al          exterior, ya que si no, se corre el riesgo de intoxicación o de una explosión por acumulación de gases.

 

consells_casa7

5. No conectes varios aparatos en un solo enchufe, y procura mantener la instalación eléctrica en buen estado.

 

 

consells_casa8

6. No utilices aparatos eléctricos en mal estado, pero sobre todo, no intentes repararlos si no sabes cómo                     hacerlo. Pueden ocasionar un corto circuito.

consells_casa9

7. No fumes en la cama ni tires las colillas en cualquier lado. Antes de tirarlas, asegúrate de que estén bien                    apagadas.

 

consells_casa2

8. Mantén las estufas lejos de objetos inflamables. Asegúrate de que se encuentren a por lo menos un metro de         ropa tendida, trapos de cocina, tapetes, sofás, etc.

 

consells_casa5

 

9. Mantén los cerillos y encendedores lejos del alcance de los niños.

 

 

consells_casa10

10. Si no cuentas con el equipo contra incendios adecuado, no trates de apagar tú el incendio, mejor llama cuanto antes a los bomberos al 068.


Fuegos en cocinas industriales.

Por admin,

chef fuego incendio cocina

Uno de los mayores riesgos para la industria hotelera y restaurantera son los incendios que anualmente provocan pérdidas millonarias. Su principal causa de origen se encuentra en la cocina, debido a la acumulación de restos de grasa y de los aceites utilizados para freír.

La cocina es un área de trabajo en cuyos puestos se opera en condiciones que pueden presentar peligros de accidentes profesionales que obligan a observar sistemas y recomendaciones apropiadas para efectuar el trabajo de manera segura. El riesgo de incendio en la cocina normalmente se ocasiona, por un lado, por la presencia de materiales combustibles (aceites, grasas, alimentos, trapos, papeles, etc.), y por otro, por probables conductas peligrosas por parte del personal que laboran en ellas.

Apagar un cigarrillo en un cubo de basura, fumar cerca de las estufas de gas, sobrecargar las instalaciones eléctricas, etc., pueden ocasionar un incendio.

La clase de fuegos que se pueden desatar en una cocina son considerados como fuegos de clase F, y una de las medidas de prevención más efectivas es la instalación de sistemas contra incendios adecuados. Para la extinción de fuegos en cocinas se debe utilizas un agente extintor capaz de extinguir los incendios de las zonas de cocción. Este agente químico actúa de tres maneras diferentes:

  • Interrumpe la reacción en cadena causada por la combustión.
  • Interrumpe la formación de vapor.
  • baja la temperatura del fuego.

Cuando la grasa se quema, genera un humo caliente que circula por los conductos de aire que recorren el edificio o local hasta el exterior, por lo que a veces la propagación del incendio puede ser difícil de detener.

Para prevenir un incendio existen varias medidas que podemos adoptar:

  • Eliminar materiales combustibles innecesarios mejorando el orden y la limpieza en la cocina.
  • Diseño seguro de las instalaciones eléctricas y de gas, así como su mantenimiento periódico.
  • Detectar el incendio en el momento en que se produzca.
  • Dar alarma a los cuerpos de emergencia.
  • Evacuar las zonas afectadas por el incendio.
  • Posibilitar el control del fuego o su extinción utilizando los sistemas contra incendio adecuados.

Utilización de los equipos contra incendio (extintor):

  • Quite el precinto de seguridad.
  • Acérquese al fuego hasta una distancia prudente.
  • Accione la palanca de descarga y dirija el chorro hacia la base del fuego.

En Extintores SECOM podemos asesorarte en la venta y mantenimiento de extintores. No dudes en contactarnos para que uno de nuestros profesionales te brinde la mejor atención.

 

 


Mantén tus extintores en óptimo estado.

Por admin,

El mantenimiento consiste en verificar periódicamente los extintores con el fin de que funcionen efectiva y seguramente. Para realizar esta verificación es necesario hacer un examen completo y realizar cualquier reparación que se necesite.

Los extintores deberían de revisarse anualmente y en caso de ser necesario, se puede realizar una inspección trimestral y una prueba hidrostática.

La revisión debe incluir un análisis minucioso de los elementos básicos de un extintor:

  • Partes Mecánicas
  • Agente Extintor
  • Medios Expelentes

Una vez realizada la verificación, se le debe colocar una etiqueta que indique el mes y año en que esta revisión fue realizada, así como datos de la empresa o persona que realizó el servicio de mantenimiento de extintores.

Otra manera de prevenir fallos al momento de utilizar nuestro equipo contra incendios es realizando pruebas hidráulicas, que tienen como objetivo detectar problemas que puedan causar el mal funcionamiento del equipo:

  • humedad y no detectada.
  • Corrosión externa causada por la humedad atmosférica o vapores corrosivos.
  • Daños causados por manipulación descuidada (que pueden ser o no, claramente observados por inspección visual).
  • Presurizaciones repetidas.
  • Defectos de fabricación.
  • Montaje impreciso de las válvulas o discos de seguridad.
  • Exposición del extintor a temperaturas superiores a las normales.

Los extintores deben recargarse después de cada uso y cuando lo indique la inspección, siempre deben seguirse las recomendaciones del fabricante para evitar accidentes. La vida útil de un extintor es de 20 años.

Para obtener mayor información sobre mantenimiento y venta de extintores, visita nuestra página http://extintoressecom.mx/

 

 


Identifica los extinguidores dependiendo del tipo de fuego.

Por admin,

11720436846_05bff8f7b3_z

 

Antes de adquirir equipo contra incendio, extintores o cualquier otro equipo, te recomendamos que sepas qué tipo de extinguidor es el adecuado para tus necesidades.

  • Identifica el tipo de materiales en el área.

Clase A: sólidos, como papel, madera, plástico, etc.

Clase B: líquidos flamables como la parafina, gasolina, aceite, etc.

Clase C: gases flamables como el propano, butano, metano, etc.

Clase D: metales como el aluminio, magnesio, titanio, etc.

Clase E: fuegos relacionados con aparatos eléctricos.

Clase F: aceite de cocina, grasa, etc.

  • Tipos de extintores:

Extintores de agua: son los extintores más usados y los más económicos. Usados para fuegos clase A, No se recomiendan para clase B (líquidos) o para fuegos que involucren fallas eléctricas.

Extintores a base de espuma: son un poco más costosos que los extintores de agua, pero más versátiles. Se utilizan para fuegos clase A y B. Sin embargo, este tipo de extintores no es recomendado para fuegos que involucran electricidad, pero son más seguros que los de agua en caso de ser disparados accidentalmente sobre aparatos eléctricos.

Extintores a base de polvo: Comúnmente conocidos como extintores “multi-propósito”, ya que pueden ser usados en fuegos clase A, B y C. Son los mejores para extinguir fuegos clase B (líquidos). Estos extintores también extinguirán efectivamente los el fuego clase C (gases flamables), pero ten cuidado, ya que puede ser peligroso el tratar de extinguir un fuego causado por gases sin haber cerrado antes la fuente de donde emana el gas. Existen polvos especiales para los incendios clase D (metales).

Precaución: al ser utilizado en interiores, el polvo puede limitar la vista o dañar productos y maquinaria.

Extintores a base de dióxido de carbono: este tipo de extinguidor es ideal para fuegos en aparatos eléctricos ya que no es conductor de la electricidad. También extinguirá fuegos clase B, pero hay que tener cuidado para evitar salpicaduras.

Extintores químicos: especiales para fuegos clase F.

Extintores para fuegos de Metales: fuegos de metales como sodio, litio, magnesio y aluminio cuando están en forma de virutas o limaduras. Se requiere utilizar un polvo especial para estos fuegos clase D.

cuadro

Anteriormente al 1° de Enero de 1997, se utilizaba un código de colores para los extintores, que indicaba el tipo de extinguidor que contenían, de acuerdo a la siguiente norma:Códigos de color:

Agua – rojo

Espuma – crema

Polvo seco – azul

Dióxido de carbono – negro

Halón – verde (actualmente es ilegal, excepto por su uso por la policía, fuerzas armadas y aviación)

Los nuevos extintores requieren que el cuerpo del extintor sea rojo. Una zona de color de un 5% se puede utilizar  para identificar el contenido utilizando el código de colores anterior.


Evita incendios provocados por fugas de gas.

Por admin,

El gas licuado del petróleo, mejor conocido como gas L.P., es una mezcla de gases licuados  que pueden encontrarse disueltos en el petróleo o en el gas natural. Sus componentes, propano y butano, son fáciles de licuar (de ahí su nombre), aunque a temperatura y presión ambientales se encuentran en estado gaseoso.

El gas L.P. es el combustible de uso doméstico más común, y suele ser muy seguro, siempre y cuando se maneje adecuadamente.

Como el gas L.P. es más pesado que el aire, es necesario agregarle odorantes para que pueda ser fácilmente detectado en caso de que haya una fuga, porque cuando se escapa del tanque o tubería puede acumularse formando una mezcla con el aire que puede encenderse con facilidad al entrar en contacto con cualquier fuente de calor.

En Extintores SECOM estamos siempre trabajando en la prevención de posibles causas de incendio, por lo que hemos elaborado estos consejos para garantizar tu seguridad y la de tus seres queridos.

Tanques portátiles.

  • Coloca los tanques en una superficie firme, de preferencia de cemento, y asegúrate de que estén bien sujetos para evitar que se caigan.
  • Revisa los tanques periódicamente. Asegúrate de que no tengan porosidades, óxido, fisuras o manchas como de aceite. Si encuentras cualquiera de estos detalles, solicita su cambio con tu proveedor de gas, el cambio debe ser gratuito.
  • La distancia mínima entre el tanque de gas y la estufa o calentador, deberá ser de 3 mts.
  • Los niños no deben jugar cerca de los tanques de gas. Pueden tirarlos o dañar la tubería.
  • Jamás cocines en lugares sin ventilación.
  • No acumules basura ni productos combustibles o tóxicos cerca de los tanques de gas.
  • Cuando instalen tus aparatos domésticos, utiliza tubo de cobre, rígido o flexible. Nunca uses manguera de plástico, aun cuando tenga malla metálica.

Tanques estacionarios.

  • La instalación de los tanques estacionarios siempre deberá hacerse a la intemperie sobre pisos firmes y nivelados.
  • Te recomendamos no llenar el tanque a más de un 90%.
  • Nunca enciendas fuego cerca de los tanques o instalaciones de gas.
  • No debes colocar objetos alrededor de los tanques de gas, pueden impedir el paso en caso de que necesites acercarte a atender una emergencia.
  • La instalación del calentador de agua debe ser en el exterior a no menos de 3 mts. de distancia de los tanques. Los gases que expele son tóxicos, además, agotan el oxígeno y sin una adecuada ventilación pueden incluso, causar la muerte.
  • Para evitar flamazos o quemaduras, es recomendable mantener siempre encendidos los pilotos de su estufa o calentador. Si no cuentan con piloto, entonces enciende primero el cerillo y acércalo al quemador, después abre la llave del gas.
  • En caso de que la instalación sea muy antigua, siempre es recomendable que sea revisada por personal capacitado.
  • Procura cambiar las válvulas cada cinco años.
  • Cuando el tanque cumpla 10 años, es recomendable que se realice una evaluación de los espesores del cuerpo y las cabezas.

Si a pesar de todas estas medidas, se presenta una fuga de gas, te recomendamos:

  • Conservar la calma.
  • No encender cerillos, encendedores ni nada que produzca flama.
  • No accionar apagadores eléctricos, lámparas, aparatos eléctricos ni nada que pueda causar una chispa.
  • Apague las hornillas de la estufa y cualquier tipo de fuego.
  • Asegúrate de que todos salgan de la vivienda.
  • Cierra todas las llaves de paso y las válvulas de los cilindros / tanques de gas.
  • Abre puertas y ventanas para que el aire circule.
  • Llama a los bomberos.

Adicionalmente, instala detectores de humo en cada habitación de tu casa y acércate a nosotros que podremos asesorarte en la instalación de sistemas contra incendios, venta de extintores, mantenimiento de extintores y cualquier tema relacionado con la prevención de incendios.

 

 

 


CUÁNDO REEMPLAZAR UN EXTINTOR.

Por admin,

Los fabricantes dicen que la mayoría de los extinguidores deberían de servir entre 5 y 15 años, pero es posible que no sepas si los extintores de tu casa tienen 3 años (o 13). Así que ¿cómo puedes estar seguro de que funcionará cuando lo necesites?

Aquí te damos algunos tips para que mantengas en perfectas condiciones tu equipo contra incendio.

IMG_1310[1]

La aguja debe estar dentro de la zona verda para garantizar el óptimo funcionamiento de un extintor.

  • Checa el manómetro mensualmente. Si la aguja está en la zona verde, aún es funcional. Si se encuentra en cualquier otra parte, entonces es mejor que lo lleves a una empresa especializada en el mantenimiento de extintores o que lo reemplaces.
  • Si tienes un equipo más antiguo, que no cuenta con manómetro, entonces lo mejor será que lo revise un técnico especializado.

Reemplaza o contacta a una empresa especializada en mantenimiento de extintores cuando notes cualquiera de los puntos siguientes:

  • La manguera o boquilla están rotas, rajadas o bloqueadas con restos de producto.
  • Falta el pasador de bloqueo en el mango, o si no posee el sello de garantía de calidad.
  • El mango está roto o es inestable.
  • Si no tiene la etiqueta con el calendario de inspecciones y mantenimientos.

Recuerda que es de suma importancia que el equipo contra incendios se mantenga siempre en óptimo estado. En Extintores SECOM podemos asesorarte, ya que somos expertos en venta de extinguidores, recarga de extintores, mantenimiento de extintores y contamos con los mejores precios de extintores y sistemas contra incendios.

 


El humo, un asesino silencioso.

Por admin,

Es un error común pensar que las muertes relacionadas por incendios son debido a las quemaduras, sin embargo, el humo es la causa principal. Más del 75% de estas muertes son a causa de intoxicación por inhalación de humo, que puede ocasionar desde irritaciones menores en las mucosas respiratorias, hasta la muerte tras inhalar la mezcla tóxica de partículas en combustión y gases producida por la combustión de muebles, alfombras y productos químicos.

El humo causa diferentes niveles de daño al organismo:

  • Asfixia: se debe a la inhalación de humo y gases tóxicos provenientes de la combustión de sustancias químicas como telas, maderas, plásticos, etc. La combustión consume el oxígeno disponible, bajando sus niveles a menos del 15%.
  • Quemaduras en las vías respiratorias: la inhalación de humo provoca quemaduras en los tejidos del sistema respiratorio, los cuales, al inflamarse, obstruyen el paso del aire hacia los pulmones.
  • Daños a nivel celular: causados por los productos químicos que generan gases tóxicos al quemarse, monóxido de carbono y ácido cianhídrico (cianuro), además de acroleína, fosgeno o ácido clorhídrico que son sumamente irritantes para las vías respiratorias.

La inhalación de humo produce una muerte rápida. Los síntomas de la intoxicación son falta de aliento, ronquera, tos, dolor de cabeza, ojos irritados, hollín en las fosas nasales, confusión, mareo y desmayos.

La mejor manera de prevenir este peligro es instalando detectores de humo en todas las habitaciones de la casa. El humo tiende a subir durante un incendio, por lo que un detector de humo instalado en el techo nos avisará de manera oportuna, permitiendo a los habitantes de la casa ponerse a salvo.

Los detectores de humo son prácticos, económicos, fáciles de instalar y salvan vidas. En Extintores SECOM tenemos todo tipo de equipo contra incendio, venta de extintores  y de detectores de humo, además de mantenimiento de extintores.


¿Quién inventó los extintores de fuego?

Por admin,

Los extintores no sólo son parte importante de nuestra seguridad diaria, también son una parte importante de nuestra historia. ¿Alguna vez te preguntaste cómo estos equipos llegaron a ser esos cilindros rojos que mantienen nuestras casas y oficinas a salvo?

 

Aquí te damos los detalles de la evolución de los extintores a través de la historia.

 

  • 200 A.C.- Ctesibio de Alejandría creó una bomba manual que llevaba agua a los incendios, la cual reemplazó la técnica antigua de para cubetas de mano en mano.
  • Edad Media – se inventaron unos dispositivos que trabajaban como jeringas, se introducía un extremo en el agua, se chupaba agua al jalar la parte superior hacia arriba y posteriormente, el agua salía al empujar esta parte hacia adentro. Así se apagó el Gran Incendio de Londres, en el siglo XVII.
  • 1818 – el Capitán George Manby inventa la primera versión del extintor portátil moderno. Consistía en un cilindro de cobre que expulsaba una mezcla de potasio carbonatado por medio de aire comprimido.
  • 1912 – Se comienza a producir a gran escala un modelo de extintor que utiliza tetracloruro de carbono. Se utilizó durante décadas para extinguir fuegos provocados por fallas eléctricas, líquidos flamables y en los motores de los vehículos. Sin embargo, los componentes químicos eran extremadamente tóxicos, y ocasionó algunas muertes, especialmente en espacios cerrados.
  • Mitades del Siglo XX – surgen los extintores modernos, seguidos de varios modelos que utilizaban diferentes productos químicos. Generalmente utilizan algún tipo de cilindro metálico presurizado para contener el químico y para disparar el producto.

 

Los extintores de fuego han recorrido un largo camino a través de la historia y siguen siendo nuestra mejor defensa contra el fuego. Es importante capacitar a nuestros familiares y empleados para que sepan manejar el equipo contra incendio y de estar al corriente con el mantenimiento de extintores.

Si tienes dudas sobre sistemas contra incendios, servicio de mantenimiento de extintores, precios de extintores, y de equipo contra incendio en general, no dudes en consultar a los expertos de Extintores SECOM.

 

Fuente: @LondonFireBrigadeMuseum; totalfireandsafety.com

Foto: London Fire Brigade Museum (Extintor de llamas utilizado durante el Gran Incendio de Londres.)